martes, 7 de septiembre de 2010

Depende

Comprendí que es mejor pensar en qué podría haber salido mal y, al final, ha salido bien que pensar en lo que podría haber salido bien y, al final, ha salido mal. Se trata de invertir los acontecimientos...porque lo bueno y lo malo no son nada absoluto, depende de cómo veas el vaso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario