jueves, 24 de marzo de 2011

-

-A veces, aún me entran ganas de salir corriendo.
-Puede que esas ''ganas'' no sean de salir corriendo como tal, porque en el fondo, muy en el fondo...en ese espacio semiracional que aún queda en el que nace la esencia, sabes que eso es perder. Tal vez sean ganas de salir a correr por ponerte en forma. Sí, por poner en forma tus ideas, tus pensamientos, tus entresijos mentales, el reloj. Sí, el reloj: pasadopresentefuturo.
-Pero dicen que correr es de cobardes.
-Yo soy más de los que piensan que los valientes son los que miran a la cara sus miedos, y los ven, y pueden salir corriendo sí...hacia ellos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario