jueves, 24 de marzo de 2011

¿Resquicios?

¿A veces no tienes la sensación, la furtiva certeza, de que sólo hay una persona o a lo sumo dos que te puede entender? Y digo bien, ENTENDER, no escuchar, no adivinar lo que te pasa...sino entender, aunque no lo comparta...aunque bien de abrigo es que no lo eche por tierra...
Alguien que pueda entender que no quieras reir cuando ríen los demás, alquien que no te tache de pesimista, de agorero, de insípido, de maniaco, de aquejado o achacoso o de tantos otros conceptos vacíos. Alguien que no trate de darle la respuesta a mis preguntas, sino de dejarme las preguntas tal y como están, pues tal vez con ello me de las respuestas. Alguien que no me presione de ninguna manera pero sea capaz de llegar hasta ese lugar que seguramente todos guardamos y al que exiguos rayos de sol pueden llegar, esa parte connatural de es nuestro yo al fin, al cabo y a los medios todos que ponemos en el asador o en lo que sea que cada día llevamos.
Alguien que no opine sobre lo que ve por fuera, sino que ose a callejear por donde no ilumina lo que todos ven por fuera, alguien que descifre esos lugares...Alguien que me remueva la vida.


No hay comentarios:

Publicar un comentario